Unboxing

Vayava Logo 1546613707

Recién llegado del almacén de España, queremos agradecer a Vayava que nos haya prestado este Xiaomi Mi 8 Pro versión Global para hacer la review.

Se trata de uno de los teléfonos más potentes de la marca china que, además, cuenta con el innovador sistema de lector de huellas en pantalla.

Al igual que las versiones anteriores, se presenta en una caja de cartón negra. En la parte superior trae grabado un 8 indicando que se trata de un Mi8 y en la parte inferior vienen las características generales junto con el logo CE (Conformidad Europea) que indica que cumple los mínimos requisitos legales y técnicos en materia de seguridad.

Según lo abrimos, vemos una caja. Dentro de ella, hay un adaptador micro USB a Jack 3,5mm para los auriculares, el pincho para abrir la ranura de las tarjetas y una de TPU transparente. También incluye una pequeña guía de usuario.

Debajo, nos encontramos con el teléfono con la pantalla hacia abajo para dejarnos ver la parte trasera que es transparente.

Además, al tratarse de una versión global incluye el cargador español de 5V a 2,5A / 9V a 2A / 12V a 1,5A de salida y un cable USB a micro USB de tipo C de 1 metro de longitud.

Unboxing

Software

Este Xiaomi Mi 8 Pro viene con la capa de personalización de MIUI 9, actualizable mediante OTA (actualización automática vía notificación) a MIUI 10. Esta versión está basada en Android 8.1.0 Oreo pero no me cabe duda de que pronto se actualizará a Android 9 Pie.

Se trata de una rom o sistema operativo Global, con traducciones a muchos idiomas entre los que se incluyen el español, catalán, gallego y euskera.

Es muy fácil de utilizar. Todas las aplicaciones aparecerán en la pantalla principal, aunque en el caso de necesitar organizarlas mejor las podemos agrupar en carpetas. También podemos configurar para que aparezcan los botones de navegación o bien para interactuar por gestos.

Esta versión trae los servicios de Google entre los que se incluyen la tienda de aplicaciones Google Play, YouTube, Mapas y Gmail.

Por otra parte, y como viene siendo habitual, debido a los acuerdos de la compañía Xiaomi, este teléfono añade algunas aplicaciones promocionadas como Joom, Facebook, y la aplicación de Amazon. No obstante, no tenemos ningún tipo de restricción sobre las apps, y se pueden desinstalar sin ningún problema.

Además de tener lector de huellas dactilares en pantalla (del cual hablaremos después), también trae reconocimiento facial por infrarrojos. Funciona muy bien, aún con poca luminosidad y de manera precisa, incluso con gafas de sol. Mi hermano mellizo (@unaifercol), también lo ha conseguido desbloquear sin problemas. En el caso de que no aparezca esta opción en el menú de “pantalla de bloqueo y contraseña”, habrá que cambiar de región a “Hong kong”.

Esta tecnología de desbloqueo es bastante segura, ya que evita que engañemos al sensor con fotos o vídeos.

Si queréis saber cómo funciona en profundidad este sensor, podéis visitar la review del Xiaomi Mi 8 clásico.

Cuenta con el modo “Always on Display” que hace que tengamos todo el rato la pantalla de bloqueo iluminada mostrando la hora. El mayor problema es que consume mucha batería.

Tras pasarle el antivirus Malwarebytes y al tratarse de la versión global, no se han encontrado aplicaciones maliciosas y podemos afirmar que es completamente seguro.

Diseño y Materiales

Este Xiaomi tiene poco que envidiar a otros teléfonos. LLama la atención por su acabado transparente en la parte trasera. Construido en aluminio y cristal hace que su diseño sea muy elegante. Pero a pesar de tratarse de una actualización, este modelo sigue manteniendo el mismo tamaño de notch (pestaña superior con la cámara y el altavoz) en la pantalla.

En cuanto a sus dimensiones, mide 74.8 mm de ancho, 154.9 mm de alto y tiene un grosor de 7.6 mm, lo que hace que su peso sea de 175g siendo muy ligero en la mano.

En cuanto a la calidad de la pantalla, monta un panel Amoled de 6.21 pulgadas con una resolución Full HD+ de 1080x2248 píxeles y la densidad de pixeles por pulgada es de 402. Tiene bordes redondeados en las esquinas, y un cristal redondeado 2.5D con protección Corning Gorilla Glass 5. Aun así, yo recomendaría ponerle un cristal o vidrio templado para protegerlo frente a rayones, aunque como ya veremos en el test de desbloqueo, esto nos anulará el sensor de huellas de la pantalla. La relación de aspecto es de 19:9, y tiene una superficie útil del 83%. Estas características son iguales que las del Xiaomi Mi8.

La calidad de la pantalla es muy buena. Los colores son muy intensos (DCI-P3) con una alta definición (103% NTSC) y soporte HDR. El brillo también es muy bueno (600nits) y el contraste es de 60000:1. Además, el software permite calibrar el color de la pantalla dependiendo de las necesidades que tengamos.

Como hemos mencionado, la parte frontal del dispositivo destaca por su notch. Tiene el altavoz de llamadas, un pequeño LED de notificaciones de color blanco y la cámara selfie con reconocimiento facial.

Pero lo que más destaca, es el lector de huellas dactilares en pantalla. Funciona bien, al hacer una leve presión sobre la pantalla. Tras probar a desbloquear con diferentes vidrios templados el resultado es nefasto. No he conseguido desbloquearlo ninguna vez, incluso habiendo configurado la huella dactilar con el cristal puesto. Por otra parte, con agua el resultado es igual de malo.

Este sensor de huellas se iluminará cuando toquemos la pantalla, pero debe estar completamente limpio para que funcione.

Test de desbloqueo

Esta parte trasera es completamente diferente del Xiaomi Mi8 normal. Es por lo que valdría la pena pagar más. Dispone de una parte trasera completamente transparente que deja ver los componentes del terminal (siendo estos componentes una maqueta de lo que podría ser el interior del teléfono). En la parte superior izquierda tiene dos cámaras fotográficas colocadas en vertical y con un doble flash LED entre ellas. Esta versión al tener el lector de huellas en pantalla, no tiene sensor físico.

Como en la mayoría de los dispositivos en el lado derecho se encuentra la botonera de subir y bajar volumen y el botón de encendido y apagado en color rojo. Por el contrario, en el lateral izquierdo está la ranura para las tarjetas nano SIMs.

En la parte de abajo, en el centro, está el USB tipo C (reversible), y a en los laterales, están los orificios para el altavoz y el micrófono. El borde superior queda completamente vacío y no cuenta

A continuación os muestro unas fotos de los diferentes modelos: El Xiaomi Mi 8 Pro, el Xiaomi Mi8, y el Xiaomi Mi8 Lite

Potencia y Hardware

Este teléfono incorpora el hardware más novedoso del mercado y por ello, antes de instalar aplicaciones, hemos ejecutado el test de rendimiento AnTuTu para que nos indique el rendimiento total del teléfono y nos sea más fácil compararlo con otros.

En este caso, tras someterlo a la aplicación AnTuTu Benchmark v7 con el teléfono prácticamente como viene de fábrica, ha logrado una puntuación de 289.409. Se trata de una de las mejores cifras que podemos obtener con un dispositivo Android.

Al igual que la versión clásica, lleva el procesador de gama alta Qualcomm Snapdragon 845. Se trata de un procesador de 64bits con 8 núcleos Kryo y con una velocidad máxima (frecuencia de reloj) de 2,8GHz. Además, viene acompañado de una tarjeta gráfica Qualcomm Adreno 630 con una frecuencia de 710MHz.

Por otra parte, este Xiaomi Mi 8 Pro edición global cuenta con 8GB de memoria RAM de tipo LPDDR4X para una mayor rapidez. Dispone de 128GB de memoria de almacenamiento UFS 2.1 de última tecnología. Por eso, tras sometido a un test de velocidad, ha obtenido una velocidad máxima de 16085 MB/s con la memoria RAM y un valor de 713MB/s de lectura en el almacenamiento UFS.

No admite tarjetas de memoria externas (según los fabricantes ralentizan el funcionamiento).

En el día a día el teléfono no ha dado ningún problema de funcionamiento. El rendimiento es perfecto con cualquier tipo de aplicación. A la hora de jugar, tampoco he tenido problemas de lag, ni de sobrecalentamiento.

Tras jugar a varios juegos multijugador online, como el “Fortnite Battle Royale”, “PUBG Mobile” o el nuevo "Xiaomi Survival Game", el funcionamiento es muy bueno y no se aprecia retardos de ningún tipo. Tras 45 minutos jugando, el procesador ha pasado de 25,6ºC hasta los 37,8ºC.

Test de jugabilidad y de temperatura

Y un dato que a muchos les interesa es que este terminal únicamente cuenta con el nivel de seguridad Widevine L3 para reproducir vídeos de Netflix, HBO o Amazon Prime Video con una calidad HD. Para poder reproducirlos en 4K, sería necesaria la protección Widevine L1.

En cuanto al sonido, he de decir que se escucha bien. Tras someterlo a una aplicación de sonómetro, ha obtenido 79,6dbs de máximo con el tono de llamada por defecto.

Cámara

Este Xiaomi Mi 8 Pro viene con una doble cámara de fotos y un doble flash led. El sensor principal es un Sony IMX363 Exmor RS CMOS de 12Mpx con una apertura de f/1.8 y un tamaño de pixel de 1,400 µm. Se trata de un sensor de gama alta que da muy buen resultado.

El segundo sensor es un Samsung S5K3M3 ISOCELL de 12Mpx con una apertura de f/2.4 y 1,000 µm de tamaño de píxel.

Estos dos sensores son muy utilizados por Xiaomi para sus teléfonos de gama alta. Por ejemplo, el Xiaomi Mi Mix 3 utiliza los dos.

En cuanto a la aplicación de cámara, no hay cambios con respecto a otros Xiaomi, siendo muy completa y sencilla de utilizar. Dispone de autoenfoque, estabilización óptica de imagen (OIS) de 4 ejes, detección de rostro, filtro HDR, opción de fotos panorámicas, y modo automático. También cuenta con el modo retrato para obtener unas fotos con efecto “bokeh” o desenfocado y la opción de sacar fotografías utilizando la inteligencia artificial.

Yo no he encontrado la opción de guardar las fotos en formato RAW.

La opción de inteligencia artificial (IA) de la cámara, es capaz de reconocer el tipo de imagen u objeto y ajustar los parámetros para obtener una mejor calidad sin necesidad de hacer nada. Ni siquiera son necesarios conocimientos de fotografía.

La cámara selfie tiene un sensor Samsung S5K3T1 de 20 Mpx con una apertura f/2.0 y 0.900 µm de tamaño de píxel.

En mi opinión creo que las fotos obtenidas son bastante buenas. Además, la inteligencia artificial facilita la obtención de fotos más profesionales.

Si comparamos con la fotografía técnica del Xiaomi Mi Mix 3, el resultado es muy parecido a pesar de que en DXOMark obtiene 3 puntos menos.

SI queréis ver otras comparaciones relacionadas con este sensor, podéis verlas aquí: https://www.kimovil.com/es/comparar-camaras/vivo-nex-ultimate,xiaomi-mi-mix-3,xiaomi-mi8,xiaomi-pocophone-f1.

La cámara de vídeo graba a una resolución máxima de 4K a 30fps o Full-HD a 120fps. Dispone de los modos de cámara lenta (slow-motion) de 1080p a 240fps y cámara rápida (time-lapse) de 1080p y 120fps. También tiene estabilizador óptico de 4 ejes (OIS).

Test cámara 4K

Test cámara selfie

Test cámara rápida

Cámara lenta

Test enfoque

Se trata de un teléfono con una buena calidad de vídeo y con un estabilizador de imagen que funciona bastante bien.

Conectividad

Hoy en día, cada vez son menores las diferencias entre las versiones chinas y globales, pero por si las hubiera, nosotros tenemos la versión global que es completamente compatible con todas las bandas de frecuencias que se utilizan en España, incluida la banda de frecuencia de 800MHz (B20).

4G: 3G: 2G:

B1 (2100), B2 (1900), B3 (1800), B4 (1700/2100 AWS 1), B5 (850), B7 (2600), B8 (900), B12 (700), B17 (700), B20 (800), B34 (TDD 2100), B38 (TDD 2600), B39 (TDD 1900), B40 (TDD 2300), B41 (TDD 2500)

B1 (2100), B2 (1900), B4 (1700/2100 AWS A-F), B5 (850), B8 (900), B34 (TD 2000), B39 (TD 1900+)

CDMA BC0 (800), B2 (1900), B3 (1800), B5 (850), B8 (900)

Si no sabes si funcionará correctamente en tu país, puedes consultar la herramienta de Kimovil Frequency Checker que indica si este terminal es compatible con las diferentes operadoras que trabajan en tu país.

El WiFi funciona bien y, como viene siendo habitual, dispone de los protocolos IEEE 802.11a/b/g/n para las redes de 2.4GHz y el protocolo IEEE 802.11n para las redes 5Ghz. Estas redes aportan una mayor estabilidad de la señal evitando interferencias entre dispositivos que tengamos cerca.

Este Xiaomi tiene Dual SIM para dos tarjetas nano SIM y es compatible con llamadas VoLTE realizadas a través de la conexión de datos 4G.

Además, cuenta con la función USB OTG para añadir memorias USB y poder transferir archivos, y Bluetooth 5.0 LE de bajo consumo. También dispone de un chip GPS dual con L1+L5 y un chip Galileo también dual, para un posicionamiento más preciso.

Como en la versión clásica, no dispone radio FM ni de toma Jack 3,5mm para auriculares, por lo que tendremos que utilizar el adaptador o unos auriculares inalámbricos para escuchar música. En esta ocasión, tampoco añade el Led infrarrojos que nos servía como mando a distancia.

Bateria

Algo en lo que se diferencia este Xiaomi Mi8 Pro de la versión normal, es la batería. Este tiene una batería de 3000 mAh y como vimos en la review del Mi8 normal, el Xiaomi Mi8 clasico tiene 3400 mAh de batería.

Para mí, esta batería se queda un poco escasa, y quizá en alguna ocasión no lleguemos al final del día.

Tras hacer la prueba con el cable enchufado, ha cargado 62% en 30 minutos, y en tan solo una hora y veinte ha terminado la carga.

Resumiendo

El Xiaomi Mi 8 Pro es prácticamente idéntico al Mi 8 clásico, pero con dos grandes diferencias: Su parte de atrás transparente y su lector de huellas en pantalla.

EL desbloqueo facial funciona perfectamente, pero el lector de huellas no me termina de convencer.

El sistema operativo está prácticamente actualizado a la última versión de Android, gracias a MIUI 10.  Además, al tratarse de la versión Global incluye las aplicaciones de Google.

El hardware es el mejor. Tiene el procesador Qualcomm Snapdragon 845 con el que conseguir un rendimiento asombroso. Además, tiene 8 GB de memoria RAM que, junto con los 128GB de almacenamiento UFS, hacen que sea un teléfono con un rendimiento perfecto.

La doble cámara principal de 12 Mpx funciona muy bien y, gracias a la inteligencia artificial que añade, obtiene unos resultados muy buenos.

La conectividad es perfecta para España. Dispone de bluetooth 5.0 de bajo consumo, y NFC. También tiene led de notificaciones en color blanco, aunque echo en falta el led infrarrojos o la radio FM.

La batería es de 3000 mAh que me parece un poco escasa para un teléfono de gama alta.

Lo Kibueno

  • Peso
  • Diseño
  • Led de notificaciones
  • Desbloqueo facial.
  • Cámara

Lo Kimejorable

  • Lector de huellas dactilares
  • Ausencia de carga inalámbrica
  • Tamaño de batería
  • Ausencia Led Infrarrojos
Ver características y precios del Xiaomi Mi8 Pro en Kimovil.com