Unboxing

Gearbest

Agradecemos a GearBest que nos haya proporcionado este Cubot Cheetah 2 para nuestra review.

El terminal llega en una caja color cobre muy sencilla. Tras retirar la tapa, encontramos el Cubot protegido por un plástico translúcido que, al retirarlo, nos permite comprobar que cuenta con una funda de silicona que proporcionará una protección extra. Debajo del smartphone se encuentran una guía de inicio rápido, el cargador compatible con tomas de corriente de Europa, y un cable USB Type-C.

software

Este Cubot llega con Android 6.0 Marshmallow prácticamente puro y traducido al español, con una experiencia de uso que se asemeja mucho a la que se puede tener con terminales Nexus, Motorola o BQ, además de facilitar las cosas para quienes ya están familiarizados con la interfaz y los menús y quieren usar su smartphone sin complicaciones.

Hay plena compatibilidad con la Play Store y se incluyen algunas apps de Google como Maps, Chrome, Play Películas o Gmail. Este factor supone una gran ventaja para quienes quieren disponer de la mayor cantidad de espacio posible y libre de bloatware que luego no podrán desinstalar.

El resto de aplicaciones que se pueden encontrar son las básicas y típicas en cualquier terminal Android: Calculadora, Administrador de archivos, Calendario o Servicios SIM, destacando entre ellas la inclusión de Radio FM.

Lo cierto es que no hemos encontrado ninguna señal de personalización por parte de Cubot, lo que remarca que la experiencia Android sea lo más cercana posible a su versión stock. De todas formas, se echa de menos que no se incluyan opciones extra como añadir gestos para accesos directos, modificar las acciones del botón home o gestionar la memoria RAM, que sí están disponibles en otros terminales de gama similar.

Diseño y Materiales

El parecido que encontramos entre este Cheetah 2 y la gama alta de Samsung es más que evidente. Sin embargo, es puramente superficial, ya que solo se asemeja a simple vista y en la parte frontal del dispositivo. Cuando observamos detenidamente la disposición de botones, grosor, bordes y acabados, nos damos cuenta de que tiene elementos que lo diferencian a pesar de que siga claramente la línea de diseño planteada en el Galaxy S7.

La sensación en mano es cómoda y agradable. La parte trasera no desliza, y cuenta con una ligera curvatura hacia el chasis que facilita su agarre. De todas formas, es recomendable utilizar la funda que se incluye en la caja, ya que intuimos que los materiales que lo construyen no son excesivamente resistentes y podría rayarse con facilidad.

Tiene unas dimensiones de 75 x 153,6 milímetros, y un grosor de 8,5 mm. Con un peso de 188 gramos, estamos hablando de un terminal que no es precisamente pequeño, pero que en el día a día no resulta ni pesado ni voluminoso.

Cuenta con una pantalla de 5,5 pulgadas con resolución Full HD de 1920 x 1080 píxeles y un panel LCD IPS, y una densidad de 401 píxeles por pulgada. Es lo que nos encontramos habitualmente en smartphones de este tamaño, aunque hay que detallar algunas particularidades. Es inevitable pasar por alto el borde negro que recubre el panel y que estéticamente no queda bien, además de añadir milímetros extra al terminal que no aportan nada. Por otro lado, destacamos que los ángulos de visión son correctos pero el brillo es insuficiente en situaciones de claridad o a plena luz.

La ratio entre la superficie de la pantalla y el frontal del Cheetah 2 es del 71%. El marco superior es más estrecho, y en él se ubican el altavoz de conversación, la cámara secundaria, el sensor de luminosidad y un pequeño LED de notificaciones. El marco inferior tiene en su parte central el botón home, que utilizaremos también para desbloquear el móvil a través del sensor de huellas (que funciona a toda velocidad y sin apenas fallos). A ambos lados se encuentran los botones capacitivos de volver atrás y multitarea.

El cristal 2.5D de la pantalla se une con el chasis metálico que bordea el smartphone, muy agradable al tacto. En el lado derecho están los botones de volumen y encendido/bloqueo, también acabados en metal. La parte superior esconde el puerto mini jack de 3,5 mm, mientras que la inferior es el lugar donde están el micrófono, el altavoz y el puerto USB Type-C.

La parte trasera está hecha de plástico con un patrón de de rayas horizontales visibles cuando se refleja la luz. La cámara se encuentra centrada en el extremo superior, con un flash dual LED a su izquierda. En la esquina inferior izquierda encontramos una pequeña muesca, ya que la tapa del Cheetah 2 se puede retirar. Sin embargo, esta función se ha incluido solamente para introducir las tarjetas SIM y microSD y la batería no es extraíble.

Potencia y Hardware

El procesador que monta el Cubot Cheetah 2 es un MediaTek MT6753 de ocho núcleos a 1,5 GHz acompañado por una GPU Mali-T720, 3 GB de memoria RAM y 32 GB de almacenamiento con posibilidad de ampliar vía microSD. Estas características le hacen obtener una puntuación en AnTuTu de 36.651.

Hemos hecho las habituales pruebas con apps y juegos exigentes para saber hasta dónde llega este smartphone. Como era de esperar, sufre bastante con partidas al Asphalt 8, Real Racing 3, Modern Combat 5 o Sniper 3D Assassin. La tasa de frames cae bastante, y las texturas están a una resolución bastante baja. En otros juegos menos exigentes como FIFA Mobile, Clash Royale o Temple Run 2 la experiencia será satisfactoria.

En tareas y apps de edición de fotografía y vídeo (Snapseed, Instagram, suite de Adobe, VSCO) no hay problemas de velocidad ni rendimiento destacables. Tampoco hemos notado ralentizaciones a la hora de reproducir música y vídeo, ni tampoco teniendo muchas aplicaciones abiertas a la vez. El cambio entre unas y otras es bastante fluido y sin esperas.

En cuanto al aspecto sonoro, el altavoz que se incluye rinde correctamente y no se aleja de lo que podríamos esperar de él. La música se reproduce sin acoplamientos ni distorsiones siempre y cuando no se haga con el volumen al máximo, y algunas melodías y voces se escuchan algo enlatadas debido a la ausencia de bajos.

Cámara

La cámara principal viene con un sensor Samsung S5K3L8 de 13 mpx y una apertura f/2.0 acompañada por un flash dual LED. Hemos probado sus cualidades en situaciones diversas y, como podréis comprobar en las fotografías de muestra, la calidad es mejorable.

En situaciones con buena iluminación, que es cuando este tipo de cámaras mejor se lucen, obtenemos imágenes con una saturación irregular, un rango dinámico incorrecto y una falta de detalle considerable. La reproducción de los colores no es fiel, pero tampoco hay un tratamiento por software para conseguir fotografías más atractivas como ocurre en otros terminales.

Fotografías de día

Cc2 Dia 1
Cc2 Dia 2
Cc2 Dia 3
Cc2 Dia 4

Fotografías de noche

Cc2 Noche 1
Cc2 Noche 2
Cc2 Noche 3
Cc2 Noche 4

Cuando la luz empieza a escasear, el ruido hace acto de presencia en todo momento, y solamente se consigue hacerlo desaparecer si se recurre al flash en entornos cerrados o cuando nos encontramos cerca del objeto a fotografiar.

La app que se incluye de serie es la que solemos encontrarnos habitualmente en smartphones de características similares, sin controles manuales más allá de la elección de exposición, balances de blanco, escenas predefinidas o la activación del HDR.

Fotografías en interior

flash on/off

Cc2 Interior 1 Flash
Cc2 Interior 1
Cc2 Interior 2 Flash
Cc2 Interior 2
Cc2 Interior 3 Flash
Cc2 Interior 3

Cámara secundaria

Cc2 Selfie 1
Cc2 Selfie 2

Las imágenes tomadas con la cámara secundaria, de 8 mpx, siguen la línea de falta de calidad de la cámara principal. Falta de nitidez, colores planos y, en este caso, ningún añadido extra para mejorar la apariencia del rostro o cualquier otro tipo de acción para sumar un valor añadido.

Respecto a la grabación de vídeo, podremos realizar tomas de hasta 1080p de resolución y 30 fotogramas por segundo. La calidad es bastante pobre y únicamente será útil para situaciones bien iluminadas y sin mucho movimiento.

Conectividad

Este smartphone tiene capacidad para conectarse a redes 4G LTE, incluyendo la banda 20 de 800 MHz compatible en Europa. Tiene dos ranuras para poder introducir una tarjeta microSIM y una nanoSIM, accesibles retirando la tapa trasera, como indicamos previamente en el apartado de diseño. En este lugar podremos insertar también tarjetas microSD de hasta 128 GB de capacidad.

Cuenta con bluetooth 4.0, geolocalización a través de GPS y A-GPS, y viene con Wi-Fi con los estándares 802.11b, 802.11g, 802.11n y 802.11n de 5 GHz. Además, como ya desvelamos en el apartado de software, se han acordado de incluir una radio FM.

La recepción de la señal Wi-Fi a 2 metros del router es adecuada, mientras que a 10 metros y 3 habitaciones de por medio, la señal se debilita bastante y encontramos más ruido, con posibilidad de pérdida de conexión. En cuanto al GPS, funciona correctamente después de haberlo probado en un viaje en carretera durante 20 minutos, encontrando con rapidez los satélites de posicionamiento.

Bateria

La capacidad de la batería del Cheetah 2 es de 3000 mAh, algo escasa teniendo en cuenta las dimensiones del terminal. En un día normal utilizando apps de redes sociales, mensajería, navegador de internet, toma de algunas fotografías y tras echar un par de partidas rápidas, el móvil se nos apagará antes de irnos a dormir.

Por lo tanto, en un uso más intensivo, viendo vídeos de forma prolongada, capturando muchas fotografías de viaje o realizando videollamadas, la batería no llegará al medio día de vida. En estas condiciones, tendremos alrededor de 3 horas de pantalla encendida. Además, no hay rastro de opción de carga rápida, algo que podría haber solucionado en parte esta carencia.

Resumiendo

El Cubot Cheetah 2 es un smartphone que apuesta firmemente por una experiencia de Android pura, sencilla, limpia y sin complicaciones. Es especialmente cómodo para quienes quieren realizar tareas sencillas en una pantalla grande sin renunciar a un diseño atractivo, pero que se queda algo limitado para el público con ciertas exigencias, que echarán de menos unas fotografías de mayor calidad o más capacidad en la batería.

Lo Kibueno

  • Experiencia Android pura
  • Diseño
  • Lector de huellas

Lo Kimejorable

  • Cámara
  • Capacidad de la batería
Ver características y precios del Cubot Cheetah 2 en Kimovil.com